4 Remedios caseros para el dolor de huesos y articulaciones

El dolor de huesos y articulaciones nos afecta a muchos. Ya sea que esté lidiando con problemas a largo plazo con artritis o una lesión deportiva reciente o incluso por la edad, el dolor en los huesos y las articulaciones puede hacer que incluso las tareas más fáciles sean tremendamente dolorosas

En lugar de buscar un frasco de aspirinas, aquí hay algunos remedios naturales para ayudar a aliviar el dolor de articulaciones y huesos.

[toc]

Cómo quitar el dolor de articulaciones

Si bien es cierto que lo primero que hay que hacer es visitar a tu médico para que te diagnostique y sepas el motivo del dolor en huesos y articulaciones. Ya que pueden existir muchas las causas.

Una vez que sepas el motivo y causas de tus problemas articulares y de huesos, también es cierto que existen soluciones naturales que pueden ayudarte con esos problemas, aquí te proponemos algunas. Sabrás que tomar para las articulaciones en caso de dolor. Sigue leyendo. Si en tu caso no quieres depender tanto de los medicamentos para el dolor de huesos y articulaciones.

Remedios naturales para la artrosis.

Los remedios caseros no están destinados a reemplazar su tratamiento actual. Pero pueden proporcionar más alivio para la artrosis. Sin embargo, es importante ver los remedios caseros y los cambios en el estilo de vida con su médico antes de probarlos.

Compresas frías y calientes

Cuando se trata de dolor en las articulaciones, las compresas frías y calientes pueden ser de gran beneficio. Primero, por que no causan los efectos secundarios a largo plazo, a contrario de los que pueden causar los medicamentos. El calor es útil para la rigidez articular, y las compresas frías son las mejores para el dolor articular.

Las compresas pueden reducir el dolor muscular o los espasmos que rodean una articulación. Hacer una compresa puede ser tan simple como usar una toalla tibia o fría.

Si te preguntas qué es bueno para las articulaciones, sin duda alguna este remedio casero es una gran opción.

Té verde: bebida antiinflamatoria

El té verde contiene polifenoles. Estos compuestos pueden ayudar a reducir la inflamación y la necesidad de usar medicamentos. Un estudio de confianza de investigación y terapia de artritis y artrosis, el té verde arrojó resultados en aumentó la protección del cartílago.

Debido al riesgo de problemas hepáticos y los efectos secundarios de las cantidades concentradas, el té verde se toma con moderación.

El Jengibre como reductor del dolor.

curcuma parael dolor de articulaciones

Dentro de los medicamentos naturales para la artritis uno de los más famosos es el jengibre, suministrado por vía oral también se destaca por reducir el dolor de la artrosis. Según un estudio de 2015 en Osteoartritis y cartílago, el jengibre tomado a largo plazo puede incluso disminuir el riesgo de discapacidad relacionada con la OA.

Beber infusiones de jengibre fresco es una buena solución para los dolores por artrosis.

El jengibre es ideal y muy acudido como uno de los mejores remedios para el reumatismo.

Tratamiento natural para la artritis

La artritis es un grupo de afecciones dolorosas y degenerativas marcadas por inflamación en las articulaciones que causa rigidez y dolor. La osteoartritis, el tipo más común de artritis, empeora conforme avanza la edad y es causada por el desgaste a lo largo de los años.

Aquí algunos remedios muy buenos para tratar el dolor por artritis y cómo desinflamar las articulaciones y sus molestos dolores que esto causa.

Curcumina

La curcumina es un de los suplementos más populares que se usan en la actualidad y  sobre todo para tratar muchos tipos de dolor, incluyendo el dolor de articulaciones  artritis y problemas inflamatorios. Y es que la curcumina se ha vuelto muy popular porque  es es un remedio casero natural al que puede acceder cualquier persona en el mundo.

El  efecto analgésico de la curcumina, se puede encontrar por ejemplo en la más de 100  componentes activos se han aislado en esta raíz, pero el ingrediente más activo de
la cúrcuma parece ser la curcumina. Solo para tener una buena idea de lo potente
que puede ser la curcumina en un estudio se investigó los efectos de este suplemento  curcumina administrados a pacientes con artritis reumatoide y comparándolos con los  medicamentos convencionales que usan esos pacientes con artritis, el grupo que consumía
curcumina mostró un porcentaje más alto de mejora en general significativamente mejor a comparación de los pacientes tratados con medicamentos convencionales.

Se sabe de que la curcumina es uno de los antiinflamatorios más poderosos por excleencia, que se encuentran en la naturaleza, inhibe y reduce la inflamación de ciertas
articulaciones aliviando el dolor en muchas condiciones estructurales y también  inflamatorias del cuerpo.

Si se quiere consumir curcumina para aliviar el dolor de huesos o articulaciones te sugiero  que lo consumas junto con la pimienta negra.

La pimienta negra mejora la absorción de la curcumina, ayudando a que tenga esto  mejor efecto y una mejor acción.

Enzimas proteolíticas.

Es posible que nunca hayas escuchado hablar de las enzimas proteolíticas y la verdad es  que estas enzimas necesitan mucha más atención de las que reciben hoy en día.

Las enzimas proteolíticas ayudan a que nuestro cuerpo, pueda hacer el trabajo de digerir las proteínas y los alimentos que ingerimos. Se ha descubierto de que pueden ser muy  beneficiosas contra el dolor de articulaciones e incluso de huesos, estas enzimas incluyen  las proteasas pancreáticas como por ejemplo la quimo tripsina, la tripsina, la bromelaína encontrada en la piña, la papaína encontrada y extraída de la papaya.

Remedios caseros para las articulaciones y huesos

Otros remedios caseros para el dolor de articulaciones que te sugerimos son:

Remojar en sal de Epsom

El sulfato de magnesio en la sal de Epsom se absorbe a través de la piel y ayuda a reducir la inflamación. Para realizar este remedio casero, agrega media taza de sal a un recipiente con agua tibia y remoja la articulación con dolor durante al menos 15 minutos. Si sientes dolor en la espalda o en varias articulaciones, puedes agregar dos tazas de sal de Epsom al agua de su baño y sumergirse en la tina de bañera por espacio 15 minutos.

Ejercicio

Ya se, esto te puede parecer algo extraño, ya que lo último que se desea hacer cuando duelen los huesos y o bien las articulaciones es levantarse y moverse, pero a la larga dará sus frutos, te lo aseguro. Primero por que el ejercicio fortalecerá y estirará tus músculos para reducir la inflamación. El movimiento también ayudará a aumentar los efectos del líquido sinovial, que lubrica las articulaciones y reduce el dolor.

Cambia tu dieta

Como ejemplo te pongo las semillas de chía, las nueces y alimentos que sean ricos en ácidos grasos omega-3, son excelentes para reducir la inflamación en articulaciones. Por otro lado, las frutas y verduras contienen altas cantidades de antioxidantes que pueden reducir el dolor. Así que llevar una dieta rica en estos alimentos también puede ayudarte a perder peso, lo que también aliviará el estrés en sus articulaciones.

Por lo tanto bajar algunos kilos mejorando tu alimentación y teniendo un peso adecuado, le haces un gran favor a todo tu aparato locomotor, huesos y articulaciones.

Aceite de oliva

Este es un remedio natural poco conocido y consiste en masajear un poco de aceite de oliva en tus articulaciones, dos veces al día y deja que se absorba en tu piel. Si decides tomar aceite de oliva por vía oral (también es una buena opción), te alegrará saber que 1.5 cucharadas de aceite de oliva tienen el mismo efecto que 200 mg de ibuprofeno. De cualquier forma que uses el aceite de oliva, asegúrate de comprar aceite prensado en frío: el proceso de calentamiento que usan algunas marcas puede destruir nutrientes saludables. Así que entre más puro, mejor 😉 .

Suplementos

Hay una serie de suplementos naturales que son una buena opción saludable en general que puedes agregar a tu dieta y también pueden mejorar la resistencia ósea, estos suplementos pueden incluir:

  • Vitamina D
  • Calcio
  • Glucosamina
  • Magnesio

Antes de optar por cualquier suplemento y cualquier remedio para el dolor en las articulaciones, asegúrate de consultar con tu médico.

Un comentario

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *